Violento asalto

PARTICIPO UNO DE LOS PRESOS FUGADOS DE GARÍN

Emanuel Romero quien sigue prófugo luego de escapar semanas atrás de comisaría Escobar 3era. Protagonizó un violento asalto en la ciudad de Campana junto a otros dos cómplices.

En el hecho que ahora se investiga, presumiblemente, Romero y otros delincuentes golpearon brutalmente a un hombre en la cabeza para robarle la billetera y su celular.

La víctima, Francisco Gerber, a la que además quisieron sustraerle su auto, es un adiestrador de perros e integrante del grupo K9 Campana, dedicado al adiestramiento de perros para buscar personas desaparecidas.

Según fuentes de la investigación, cuando el hombre llegó a su casa del barrio La Josefa de Campana a bordo de una Volkswagen Surán observó que tres sujetos venían detrás suyo, caminando.

Gerber dejó que se le adelantaran, pero al intentar abrir su coche los malvivientes, que estaban a unos diez metros de distancia, se le abalanzaron y se metieron dentro del vehículo. A pesar que el vecino nunca se resistió le propinaron un mazazo en la cabeza.

Mientras lo golpeaban uno le robó el celular y la billetera. Para asustarlos Gerber les dijo que tuvieran cuidado con el perro porque podía morderlos. Lejos de asustarse los delincuentes se pusieron más violentos. 

Tras  exigirle las zapatillas y el estéreo del auto, los malvivientes amenazaron con llevarlo junto con su auto y el perro, cuando Gerber logró abrir la puerta y como pudo, ingresar a su hogar. Los sujetos no depusieron su actitud e intentaron ingresar a la vivienda, gracias a la intervención de la novia del joven, al no poder entrar a la casa se retiraron a pie, abandonando el auto y al animal rescatista.

La víctima fue asistida por el Same, que llegó al lugar varios minutos después. Según declaró, tras tres horas de espera sin atención, se retiró por sus propios medios a una clínica privada donde quedó internado y le practicaron una tomografía por traumatismo de cráneo y otros estudios.

“Entré por un traumatismo de cráneo, pero por suerte solo fue un hematoma interno, nada grave, aunque todavía me duele”, dijo Gerber a la prensa.

Gracias a la precisa descripción que dio la victima los investigadores creen que uno de los sospechosos, el que se sentó en el asiento del acompañante era Emanuel Ángel Romero (30), uno de los siete prófugos que el día 25 de septiembre se escaparon de la Comisaría de Garín.

Cabe recordar que cuatro de ellos ya fueron recapturados y Romero se encuentran entre los tres que son intensamente buscados.

 En tanto, la fiscal Laura Brizuela dispuso de manera inmediata un allanamiento en el domicilio de familiares de Romero y fueron aprehendidos dos adolescentes como presuntos partícipes del asalto.

Los investigadores corroboraron que Romero tiene el cabello muy corto y que para despistar a la policía se tiñó de rubio. Desde la dirección allanada estaban intentando vender un Iphone de idénticas características al sustraído al adiestrador de canes.