Tributo a Pink Floyd en el Seminari

De la mano de los músicos de The End, consagrada como la banda que mejor transmite el legado de Pink Floyd en Argentina desde el año 1991, este fin de semana en el teatro local se presentará el tributo al legendario disco “The Wall”.

 

Por primera vez en el partido de Escobar, este sábado 8 de febrero llega al Teatro Seminari el vocalista Jorge Moffatt y su gran banda tributo a Pink Floyd, mejor conocidos como “The End”.

En diálogo con FM Líder 98.9, “Gorgui” Moffatt admitió que todos se encuentran “súper entusiasmados de tocar por primera vez en Escobar”.

“Nos han dicho que el teatro es muy lindo y vamos a ir con ‘The Wall’ puntualmente, porque es un disco súper emblemático para los argentinos” dijo, refiriéndose al álbum de Pink Floyd al que harán tributo durante el espectáculo. “Y también porque el año pasado se cumplieron 40 años de su lanzamiento, nos pareció bastante oportuno empezar nuestra carrera en Escobar con un disco tan importante” explicó.

La banda, surgida en el año 1991, se encuentra actualmente conformada por 12 personas. “Intentamos tocar todo en vivo y por eso, para lograr todos los sonidos que generaba Pink Floyd en los discos grabados en estudio, necesitamos muchos músicos en escena”, relató. Cuentan actualmente con un baterista, dos tecladistas, dos guitarristas, un bajista, un coro, un saxofonista y el vocalista.

“Somos un montón, un grupo de amigos que allá por los años ’90 nos juntábamos en el garaje de uno de los chicos a tocar música y así fue cómo surgió. Encaramos más que nada por el lado de Pink Floyd, y desde entonces estamos transmitiendo la pasión de Floyd por Argentina y Latinoamérica”, recordó. Asimismo, acerca de la impronta del grupo, detalló: “Somos una banda tributo, pero no los imitamos. Siempre decimos que intentamos transmitir la música de Pink Floyd a nuestra manera, a pesar de que no cambiamos nada; somos intérpretes. Yo al cantar no imito las voces de Gilmour ni de Waters, uso mi voz”, ejemplificó.

“Los esperamos a todos en el teatro, y lo que siempre aclaramos es que no hace falta ser fanático de Pink Floyd para venir a ver The End, porque muchas veces la gente que acompaña los fanáticos queda también muy enganchada, por lo que se genera entre la banda y el público. Así que si tienen ganas de ir a escuchar buena música de los años ’70 y ’80, les aseguro que la van a pasar muy bien”, cerró.

Cabe señalar que The End surgió en 1991 realizando su primera presentación en vivo, a partir de la cual comenzó a participar de numerosos recitales y giras por la Argentina y América Latina. Tras su actuación en el Teatro Coliseo, la repercusión obtenida provocó que tiempo después agotara 3.300 localidades en el Teatro Gran Rex. La crítica elogió el nivel musical y escénico del show, consolidándose además como la banda que mejor transmite el legado de Pink Floyd. Desde entonces se sucedieron nuevos recitales en el Teatro Gran Rex (14 en total), y giras por el interior del país, Chile y Brasil.