Tres jornadas a puro fútbol en tres clubes garinenses

Tras haberse suspendido el año pasado el campeonato de la Liga Escobarense de Fútbol por motivo de la pandemia, desde los clubes Csd San Javier, Bedoya Garín y Flamengo FC Garín organizaron un pequeño mundialito para que los chicos tengan sus primeros partidos vistiendo las camisetas de sus respectivas instituciones.


Desde El Diario de Escobar hablamos con Rodrigo Pedrozo, presidente del Flamengo FC Garín quien nos contó los pormenores de esta “fiesta del deporte” vivido por las familias.

“El Mundialito lo organizamos entre los tres clubes San Javier, Bedoya y Flamengo. Se jugó una fecha en cada club y cerramos el domingo en Flamengo. Fue a modo recreativo, no de competición”, detalló Pedrozo y agregó: “al no haber participado el año pasado por el tema de la pandemia no hubo torneo. Si se abre y se puede jugar, muchos clubes no contaban con tener la categoría más chica este año participando. Con los escasos recursos que hay hoy por hoy en los clubes, necesitábamos generar algo para solventar esos gastos”.


Como las necesidades eran compartidas por otros clubes de barrio, Rodrigo decidió ‘tomar el toro por las astas’ y reunirse con dos instituciones garinenses para compartir inquietudes.


“Como son las dos categorías más chicas decidimos juntarnos con San Javier y Bedoya para organizar este mundialito, ya que ellos están en la misma situación que nosotros”.


En relación al resultado de las tres jornadas que desarrollaron en conjunto, Pedrozo fue contundente al afirmar: “Salió una fiesta hermosa, con 82 chicos participando de este mundialito entre los tres clubes. Todos, del primero al último, se llevaron sus trofeos. No hubo nadie que se quedara sin trofeo”, afirmó.


“Fue muy lindo porque fue una fiesta donde toda la gente fue muy amable. Todos con cuidados y respetando el protocolo. Un ambiente familiar y de fiesta. Por eso decidimos hacerlo recreativo y no sacar un campeón en tres jornadas. Para muchos de los chicos, casi el 90% de los que participaron, es su primer trofeo. La (categoría) 2013 el año pasado tenían que arrancar y no pudo”.


Además del motivo económico, Rodrigo Pedrozo resaltó que la sana competencia “es una manera de incentivarlos y de inclusión porque hay chicos que son compañeritos del colegio y se encontraban con sus compañeros con otra camiseta y estaban todos juntos y de eso se trata todo esto”.


Destacando la activa participación de las tres instuciones y de las familias, Rodrigo afirmó: “Fue todo solventado por los clubes, con la colaboración de los padres de las tres instituciones, para la compra de trofeos y demás gastos”.
En sus redes sociales, Pedrozo destacó: “Tres clubes de Barrio, dos categorías acompañados de sus padres, tíos, tías abuelos y abuelas; tres jornadas bien organizadas dónde se respiró fútbol. Gran comportamiento de todos los presentes que entendieron el fin con que se hacía este mundialito, si esto no es UNIÓN que me digan lo que cómo llamarlo. En nombre de FLAMENGO FCG agradecemos a Bedoya , San Javier y a toda su gente, para los padres de nuestra institución que decirles si fueron ustedes los q trabajaron toda la jornada infinitamente gracias”.