Sujarchuk y Vizzotti recorrieron obras en hospitales del distrito

VISITA DE LA VICEMINISTRA DE SALUD

Durante el feriado, juntos participaron del operativo DetectAR en Maquinista Savio, y recorrieron la ampliación y refacción de los sectores de hemodinamia y quirófano del NCK y la construcción del futuro laboratorio del Erill.

“Para nosotros hace mucho tiempo que no hay domingos ni feriados, y esto no es un acto heroico, sino asumir la responsabilidad que nos toca en el marco de esta pandemia. Es un gran honor recibir a Carla, quien junto a Ginés González García está trabajando durísimo para atravesar esta situación. Además de la calidad profesional, quiero destacar su sensibilidad y su credibilidad, porque los virus contagian, pero la solidaridad también, por eso mi agradecimiento a ella y en ella a todo el personal de salud”, expresó el intendente Ariel Sujarchuk, en el marco de la visita de la viceministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti, al distrito de Escobar, el pasado lunes.

Por su parte, ella expresó que “es un orgullo acompañar el trabajo de los municipios porque ponemos en valor los logros que hemos tenido, confirmamos que el esfuerzo que hicimos hasta ahora valió la pena y que nuestro sistema de salud puede dar respuesta a expensas de un trabajo inmenso de ampliación de camas y nuevos equipamientos. Tanto en el hospital municipal como en el provincial, pudimos palpar la pasión, la capacidad y el esfuerzo que ponen los trabajadores de salud en ver cómo seguir mejorando la atención, y en ese sentido el acompañamiento del intendente es clave en la articulación entre Nación, Provincia y Municipio. En Escobar se ve claramente en las obras, más allá de la pandemia, con laboratorios nuevos de alta complejidad y con tecnología muy moderna que permite la expansión de la red de diagnósticos. Se hizo un trabajo inmenso en poco tiempo, así que nuestra felicitación al intendente por todo lo que hace”, afirmó Vizzotti. 

La jornada comenzó con el intendente y la viceministra de la Nación poniendo en funcionamiento el operativo del Plan DetectAR en el barrio Obejero Urquiza. Le siguió una recorrida por las obras de ampliación y refacción del sector de hemodinamia y quirófano del Hospital Municipal Presidente Néstor Carlos Kirchner, y la etapa final de construcción del futuro laboratorio de biología molecular del Hospital Provincial Erill, evidenciando así el despliegue de políticas y acciones articuladas entre Provincia y Municipio para combatir al coronavirus en todo el distrito.

Además de recorrer las obras, Sujarchuk y Vizzotti analizaron la labor cotidiana junto a las autoridades y los equipos profesionales de médicos y enfermeros de los hospitales NCK y Erill. 

“Coincidimos con Carla en destacar a ese conjunto mayoritario de vecinos que no aflojan, que se cuidan y cuidan a los demás. Pese al hastío, la comunidad sabe que el distanciamiento social y las medidas preventivas van a hacer posible que de esta pandemia salgamos vivos, unidos y fortalecidos”, finalizó Sujarchuk.

Se generaron puestos de trabajo

Además del evidente beneficio en materia de salud para toda la comunidad, cabe destacar que, según confirmaron los directivos del Erill a este medio, para la concreción de las obras no fue contratada una empresa, sino que estuvieron a cargo de vecinos profesionales que fueron convocados individualmente por la oficina técnica del nosocomio, generándose así un total de ocho puestos de trabajo.

Particularmente, se trató de albañiles y electricistas, entre otros matriculados dedicados a la realización de tareas dentro de la construcción, que se encontraban sin trabajo en el marco del contexto actual, y quienes además han colaborado con la Asociación Cooperadora del Erill en el pasado. Ellos se encargaron de llevar adelante la obra con base en las directivas que les proporcionaron día a día desde la oficina técnica, dirigida por el asociado Nicolás del Mármol. De esta manera, no solo se generaron puestos de trabajo, sino que se ahorraron grandes cantidades de dinero del presupuesto disponible. Además, por ser para el Hospital Erill, se consiguieron considerables descuentos en precios de pinturas, insumos y otros materiales, gracias a la gestión de los directivos. Paralelamente, el hospital proporcionó parte de los fondos necesarios, más allá de lo otorgado por la Comuna.

En total se intervinieron 59 metros cuadrados del laboratorio, que antes era un depósito y ahora pasó a ser un área operativa. También se refaccionaron tres pasillos linderos, que previamente se encontraban en muy mal estado, y se remodeló todo el ingreso por Av. Tapia de Cruz. Asimismo, se sumaron dos aires acondicionados, se cambió por completo el mobiliario y se incorporaron computadoras, una centrífuga y demás equipamiento para procesar las muestras de Covid-19, el cual también estará destinado a otros análisis como los de influenza de gripe A y hepatitis, otorgándole así un salto de calidad al laboratorio del nosocomio. En un futuro, superada la pandemia, todas estas herramientas continuarán a disposición para ser utilizadas por el personal de salud para tratar otro tipo de patologías.