Pablo Ramos habló sobre la agenda que lleva el área a su cargo

El funcionario habló sobre las actividades vigentes y las futuras, las obras de remodelación de la Casa de la Cultura y además dio su mirada sobre la línea de pensamiento detrás de las decisiones.

“Estamos viendo que el Estado necesita acercarse  a los barrios y en los centros también. Esta cuestión de expandir la cultura también tiene que ver con una directiva y una decisión política”, afirmó Pablo Ramos. Integra la cartera cultural desde el 10 de diciembre, y afirma que vienen trabajando al mismo ritmo que se venía trabajando tiempo atrás.

Todo lo que tiene que ver con un Estado presente, el secretario lo ve concretado en proyectos como Barrio es Cultura, el programa que convoca a profesores y talleristas a llevar prácticas a distintos puntos del distrito de Escobar. Pero no sólo desde lo pedagógico, sino también en lo que significa crear espacios que habiliten el compartir. Ya sea en familia, o entre jóvenes, la Secretaría de Cultura busca programar iniciativas disparadoras: “El trabajo nuestro de la Secretaría de Cultura tiene que ser permanente. Queremos una sociedad y población en movimiento, y también lo que queremos es que estos espacios que son públicos sean ocupados por las familias, por eso también generamos tanta oferta”.

Esto se ve por ejemplo en Belén, en el Campito de La Estación – Plaza Lambertucci, el cual los días de la semana se ha convertido en un foco de música y baile. “Lo que buscamos es que la gente pase por acá encuentre siempre algo. Eso es algo vital, y creo que el escobarense ya lo está tomando como costumbre”, dijo Ramos. Esto va en línea con el concepto de “faro cultural” que quieren crear en el distrito. Como primeros eventos para hacerlo realidad tienen pensando transitar desde el folklore hasta el trap. Otra de las fechas que se esta organizando es para los gustosos del jazz, y todas las opciones se tratarían de llevar a cabo trascendiendo las fronteras escobarenses. “Queremos a la gente divirtiéndose, en la calle. Disfrutando en familia, y ese el objetivo nuestro para este año”.

Un detalle mencionó para los vecinos que deseen acercarse a la Casa de la Cultura. Momentaneamente se mudaron a Eugenia Tapia de Cruz 280 a donde era la antigua casa de cultura y que ahora funciona el Centro Educativo Lúdico Interactivo (CELI). La mudanza es a causa de que se está remodelando la Casa de la Cultura. “Quienes pasen frente al teatro, en la Casa de Cultura van a encontrar gente trabajando. La idea es generar un espacio de continuación, queremos poner a la Casa de la Cultura también linda, como viene haciendo el intendente con otros espacios culturales”, expresó el secretario. La obra durará entre dos y tres meses, y asegura que tendrá mucha impronta. “Es una obra que nos emociona porque el intendente nos da la posibilidad de hacer esto. Estaremos trabajando para que se termine en tiempo y forma para mostrárselas a los escobarenses”, concluyó Pablo Ramos.