La investigación por el espionaje ilegal llegó a Escobar

ALLANARON LA CASA DE DIEGO DALMAU PEREYRA

En la noche del lunes allanaron la casa del sucesor de Jaime Stiuso, quien había huido por temor a la detención. 

El operativo fue ordenado por el juez federal de Lomas de Zamora, Federico Villena, pero cuando las fuerzas de seguridad llegaron a su casa en Escobar el ex Jefe de Contrainteligencia de la AFI ya no estaba.

Dalmau Pereyra era un hombre clave en la estructura de la Agencia Federal de Inteligencia y tras varios testimonios y la recolección de pruebas quedó más complicado en la causa por espionaje ilegal macrista.  Su teléfono celular personal no fue encontrado por los funcionarios judiciales.  

Los investigadores creen que el operativo se filtró. Esto le dio la oportunidad a Dalmau Pereyra de huir y ahora resta saber si finalmente comparecerá ante la justicia.

En el allanamiento se secuestraron agendas, otros teléfonos celulares y dispositivos electrónicos. Computadoras, un pendrive, notebooks y documentación, que ya están en manos del Juzgado de Lomas de Zamora, en un expediente que no para de sumar pruebas de las maniobras de violación sistemática a la ley de inteligencia durante el macrismo.

El rol del espía que ocupó el cargo que históricamente mantuvo hasta entonces Jaime Stiuso, fue mencionado la semana pasada, en la Bicameral del Congreso por Jorge “El Turco” Sáez. Según sus declaraciones, la AFI de Gustavo Arribas dejó el espionaje criminal en el año 2018 y le ordenó a Dalmau Pereyra comenzar con los seguimientos políticos. El agente de carrera en la ex Side se habría negado, lo que desembocó en su traslado a Chile. Sáez dijo ante los legisladores que le habían pedido a Dalmau “espiar a los peronistas”. El nombre del espía figura como uno de los responsables en el diagrama de operaciones de espionaje que el juez le mostró a la vicepresidenta Cristina Fernández.