La Casa de la Cultura de Maschwitz cumplió el cuarto de siglo

La Casa de la Cultura de Maschwitz festejó este fin de semana el aniversario número 25. La comunidad entera participó del evento. Con los cuidados que la reunión requirió, autoridades municipales, artistas locales y vecinos del distrito disfrutaron un encuentro colmado de recuerdos, anécdotas y proyectos. La celebración se llevó a cabo en plaza Mitre.

Pablo Ramos, representante de la cartera cultural del distrito estuvo allí, entre otras personalidades y contó: “Este aniversario es muy importante. Un cuarto siglo recorrido. Nos acompañan muchas instituciones locales. Con los recaudos necesarios de uso de barbijo, distancia social, armamos un esquema de celebración donde nadie se quedase afuera de este evento, que pertenece a toda la comunidad de Escobar”.

La agenda cultural en el distrito es muy amplia. Sólo este sábado, se realizaron 12 actividades en simultáneo en Escobar. Con medidas de sanitización de por medio, la cartera de cultura apuesta día a día a brindar espacios de recreación y socialización para todos los habitantes del distrito.

A la celebración también se sumó Osvaldo Fernández, vecino de Maschwitz y padrino de la Casa de la Cultura. “Es un orgullo apadrinar esta institución y estar presente en este importante aniversario. También tengo el honor de ser uno de sus fundadores”, manifestó.

No sólo se trata de un aniversario, sino también de una fiesta del reencuentro, ya que “muchas de sus autoridades en estos 25 años, hoy están aquí. Nos acompañan muchos de sus presidentes, eso me pone muy contento”, agregó Fernández.

Del festejo participó el primer presidente de La Casa de la Cultura, Daniel Leto, un hombre que hoy está radicado en España, quien vino al país por la pandemia. También participaron otras autoridades como Cristina Curti, Iris Pavoni, Norma Smith, entre otros.

Mariano Bottet es director de la Orquesta Escuela Ingeniero Maschwitz que pusieron música al evento. La escuela transita su 12º año de trabajo. Empezaron en la sociedad de fomento de esta misma localidad. Allí dieron los primeros pasos, según relató la autoridad.
Manifestó tenerle mucho cariño a la Casa de la Cultura, porque dieron su primer concierto en este espacio de las artes.

Bottet presentó a un grupo que se formó pos pandemia, (en septiembre, octubre aproximadamente). Son jóvenes de 17/18 años que hicieron una master clase el año pasado vía online. Y el producto de ese aprendizaje, es la orquesta que tocó en la celebración. Sinfonietta Indómita debutó con sus acordes ayer frente al público presente.

Toda una jornada colmada de emoción. También de alegría que alimentan el alma y el espíritu escobarense.