La capacitación en Lengua de Señas continuará en el Concejo Deliberante

El puntapié inicial se dio el lunes pasado, con tanto éxito de convocatoria que, para mayor comodidad, decidieron mudarse a un espacio más amplio.

Se trata del ciclo de capacitación en Lengua de Señas Argentinas que en esta oportunidad nuevamente es dictado por la reconocida intérprete del Municipio y representante de la comunidad de sordos en el área de Discapacidad, Patricia Gutiérrez.

Para los interesados en aprender, siempre de manera libre y gratuita, se ha dispuesto una nueva sede. Esto es debido al gran interés que mostraron vecinos y vecinas por la convocatoria para practicar esta lengua. En principio, el curso iba a desarrollarse en Av. Tapia de Cruz 1183 (Centro Cultural Macacha Güemes), pero atendiendo a las altas demandas ha sido trasladado a las instalaciones del Honorable Concejo Deliberante, situado en Asborno 743 de Belén de Escobar.

“Desde el área de Discapacidad organizamos esta capacitación a lo largo de seis clases, de tres horas cada una, que inició en el Macacha Güemes”, comenzó relatando la experiencia Patricia Gutiérrez, en entrevista con FM Líder 98.9. “El lunes se ‘reventó’ el lugar: más de 150 personas asistieron. La gente quedó en la vereda, muchos no pudieron entrar por más que hicimos todo esfuerzo, por más que dijimos arrimémonos, amuchémonos, la gente se tuvo que ir porque no entraba y encima hacía un calor de morirse”, narró, motivo por el cual en el día de ayer la capacitación continuó en el Concejo Deliberante, que cuenta con un espacio mucho más amplio.

Asimismo, continúa impartiéndose bajo la misma modalidad: no es necesaria la inscripción previa, sólo tienen que presentar una fotocopia del DNI. Es libre, gratuito y pueden asistir en cualquiera de las fechas.

Los próximos encuentros se desarrollarán durante los siguientes días de febrero: lunes 10, miércoles 12 y viernes 14, siempre de 15.30 a 18.00. Los esperan a todos con los brazos abiertos.

“Está dirigido a absolutamente todos: el que ya sabe, el que no sabe, el niño o la persona mayor, todos pueden ir. Aparte, especialmente cuando tenés un niño que tiene una discapacidad, los primeros que tienen que aprender el idioma son los del entorno familiar, mamá y papá, es lo más inmediato. Además, en una misma sociedad que está trabajando por la inclusión, todos los acompañantes y personas que trabajan con la discapacidad es importantísimo que sepan este idioma”, finalizó Patricia.