El intendente recorrió los avances de las obras del colegio Ramón A. Cereijo

En esta zona también se está planificando el Polo Judicial, y se están realizando nuevos tendidos de cloacas, conectividad y alumbrado público.

 

Ariel Sujarchuk estuvo en la construcción de la futura sede del colegio preuniversitario Ramón A. Cereijo, el primer colegio de la Universidad de Buenos Aires en el conurbano bonaerense. El recorrido lo realizó junto a Carlos “Beto” Ramil y Pablo Ramos, entre otras autoridades.

El jefe comunal se expresó respecto a la preinscripción de los futuros estudiantes que ya se llevó a cabo, mientras se realiza la recta final del edificio: “la preinscripción al curso de ingreso del año que viene tiene más de 700 alumnos, lo que supera ampliamente la preinscripción anterior. Por lo tanto, estamos felices de la evolución de todo este proyecto que es completamente inédito en la Provincia de Buenos Aires y está haciendo historia en el partido de Escobar”.

Hasta el momento, según informó la Municipalidad de Escobar, ya se concretó el 45 % del proyecto. El total de este consiste en “una moderna infraestructura con diseño vanguardista, sustentable, y adaptable a la propuesta educativa y necesidades del colegio”, expresaron desde la municipalidad. Actualmente se están construyendo las aulas, los laboratorios, la biblioteca, el comedor, y el área destinada a la administración.

El predio tiene más de 5.000 metros cuadrados, y se encuentra en la calle Cervantes, entre Belén y Sanguinetti, en la localidad de Maschwitz. Como las calles aledañas a partir del año que viene tendrán un tránsito mucho más fluido, se están finalizando las obras de pavimentación que permitirá contar con mejores accesos al colegio.

Esta semana se encuentran en ejecución los cordones del boulevard y las bocacalles. Además, en el boulevard se colocarán nueve columnas doble pescante con tecnología LED, de un lado y otro de cada carril. Las tareas de pavimentación en los tramos rectos ya están finalizadas, y se instalaron las columnas de alumbrado. “Invito a los vecinos y vecinas a acercarse para ver una transformación muy positiva de la ciudad, que demuestra cómo podemos lograr que los problemas históricos se resuelvan con planificación y organización, creando las bases sólidas para alcanzar el futuro que siempre soñamos”, finalizó Sujarchuk.