El Club Estudiantes cocinó arroz con pollo para todo el barrio

La actividad solidaria se realizó el pasado sábado por la noche y estuvo a cargo del Club Social y Deportivo conocido como el “Pincha” de Garín. Prepararon ollas de un total de 100 litros con alimento para toda su comunidad.

En inmediaciones de su sede, ubicada en la esquina de Andes y Centenario, en la localidad de Garín, el histórico Club Deportivo Estudiantes encabezó una olla popular el pasado sábado por la noche, a la que se acercaron decenas de personas para recibir un plato de comida.  

La idea surgió a partir de que algunos papás se contactaron con las autoridades del club para comentarles su situación personal: “Nos interiorizaron acerca de la problemática que tienen en el barrio, cada vez que nos cruzamos nos cuentan lo mismo: que no tienen para comer, que no están trabajando”, detalló el vicepresidente, Marcelo Blanco, en conversación con este medio. Tales motivos los impulsaron a charlar sobre el tema con la Comisión Directiva, hasta que se llegó a un acuerdo: “Decidimos correr el riesgo, porque nos tenemos que cuidar entre todos, de hacer una olla popular para darle comida calentita a la noche a los vecinos, que la gente del club lo necesita bastante”. 10 de sus miembros estuvieron a cargo de organizarla y llevarla a cabo y se les comunicó a los habitantes del barrio que se acercasen con un recipiente para llevarse la vianda a casa, en función de la cantidad de personas con las que cuenten en el hogar. El resultado fue maravilloso: una olla de 80 litros y otra de 20 repletas de comida caliente para cenar el sábado por la noche, y fue posible gracias a donaciones tanto de papás como de comerciantes y amigos de otros clubes.

Marcelo Blanco también comentó que, si bien ahora las sedes de los distintos clubes permanecen cerradas por disposición municipal, desde la Unión de Clubes de Barrio de la que él es secretario se está planificando organizar ollas populares una vez por semana en torno a cada uno de los clubes que la conforman: Flamengo, Cri-Cri, Bedoya y Defensores, entre otros que también estuvieron adoptando esta modalidad en los últimos tiempos.

“Como estamos cerquita, por lo menos que la gente se pueda acercar. Estuvimos charlando para unificar criterios, y gracias a todo lo que nos van donando, poder organizarnos para todas las semanas hacer una olla en distintos puntos de acá, de Garín. Lo que estamos viviendo es la lamentable realidad, pero también forma parte de lo que es un club de barrio” estableció Marcelo.

Por su parte, Gustavo Casco, director técnico de la Categoría 2012 y papá de cuatro varones, refirió que actualmente se encuentra “tirando para no aflojar, trabajando día a día para mantener a mi familia”: “Todo lo que se pueda hacer para ayudar a la gente, siempre hay que darle para adelante, ayudar al prójimo. Mis hijos están muy contentos con lo que estamos haciendo”.

Para colaborar, pueden contactarse con ellos a través de su Facebook e Instagram buscándolos como Estudiantes de Garín, o comunicarse al teléfono (011)36890586.

La Comisión que estuvo a cargo de la olla.