Dionisia Barrios: “Muchos quieren recibir, pero no quieren dar”

En esta frase, la titular del comedor comunitario María de los Pobres refleja las grandes necesidades por las que hoy atraviesa el comedor.

En el barrio Itatí de la localidad de Matheu, se encuentra hace ya 21 años el Comedor Comunitario María de los pobres, un lugar que se encarga de llevar a cabo tareas sociales para ayudar a la comunidad.

Sin embargo, en estos momentos, espera que esa ayuda que promovía sea recíproca para poder cubrir una serie de diferentes necesidades por las que hoy atraviesa el comedor.

“En este momento, lo que nosotros queremos es pintar, pero no tenemos para la pintura. No tenemos ni para pagar la luz en este momento, no tenemos nada. Todo está parado y cuesta. Pago de mi sueldo la luz y el gas para que no corten, porque si no lo usamos igual viene”, nos comentó la titular del lugar Dionisia Barrios.

De todos modos, a pesar de las dificultades monetarias, Dionisia expresó que dese el lugar continúan con las donaciones de ropa habituales. “La revisamos que no tenga bichos y no este sucia, porque no podemos dar ropa en esas condiciones. Ponemos todo en una caja bien arreglado y lo damos”, manifestó.

Aun así, la ayuda en el lugar hace falta. “Hoy en día yo tengo 87 años y son soló 3 o 4 mujeres que me ayudan. Muchos quieren recibir, pero no quieren dar, no aportan”, expresó con dolor Dionisia, y concluyó: “Se tiene que mover la gente y lo que más quiero es que se mueva mi comunidad. Es lo nuestro y no lo apreciamos, eso es lo que me duele”.