Artistas locales participaron de Entepola 2020 en Santiago de Chile

De Campana al país trasandino. Días atrás se presentó en el anfiteatro de Pudahuel de la capital chilena la obra de teatro “Zurcir, que se note lo menos posible…”, con un elenco conformado, en parte, por actrices, colaboradores y músicos de nuestro distrito.

Bajo el lema “Los protagonistas somos todos, durante el mes de enero se desarrolló la 34ª Edición del Encuentro de Teatro Popular Latinoamericano (Entepola), en Santiago de Chile.

Dicho Festival Internacional de Teatro Comunitario arrancó el pasado 16 de enero, con un extenso programa que incluyó un total de 21 obras teatrales y se prolongó a lo largo de 10 días en el Anfiteatro Pudahuel de Santiago. 15 de los productos presentados estuvieron a cargo de compañías chilenas, mientras que hubo seis grupos invitados internacionales, provenientes de Colombia, México, Brasil, Bolivia, Argentina y Australia. También se presentaron 14 obras en itinerancias, en distintas sedes comunitarias.

Por su parte, nuestro país se vio representado por la Compañía Aktiluz Itinerante, cuyo elenco llevó a cabo su presentación el pasado 22 de enero, titulada “Zurcir, que se note lo menos posible…”. Se trata de una obra inédita, llevada a escena por las actrices Ailen Quittet, Cintia Furmento y Katterin Guerrero. Contó con música en vivo interpretada por Juan Pedro Bernuchi, Marcos Duff y Rocío García, con operación técnica a cargo de Eduardo Alegre.

La puesta en escena, que aborda la temática de los talleres clandestinos de costura, estuvo escrita y dirigida por Katterin Guerrero: “Hace más de tres años, escuchando una noticia sobre un incendio en un taller en Flores, nació la idea de crear un montaje que pudiera visibilizar el mundo de los talleres clandestinos de costura ¿Qué lleva a una persona a permanecer bajo el trabajo esclavo? Son preguntas que, como sociedad, siempre se escuchan, pero poco se investigan. Así, el primer año nacieron textos y el segundo ya se transformó en una dramaturgia teatral”, acotó. Por otra parte, también se refirió a la presencia del elenco en Chile, en un momento social y político clave: “Como compañía vimos la necesidad de estar presentes en este proceso histórico, donde hay un pueblo entero que exige mejores condiciones de vida, más derechos e igualdad de oportunidades. Nuestro aporte fue desde el escenario, pues creemos en una Latinoamérica unida”.

Durante su presencia en el país vecino, también se presentó la muestra visual de Rocío García, “Alivios”, compuesta por dibujos y pinturas que exploran técnicas asociadas al arte textil, utilizando el bordado a mano y máquina de coser, y tomando el concepto del textil que “abriga y protege”, y de la costura que “une y reconstruye”.

Acerca de Entepola

Además de las obras de teatro, durante el tiempo que estuvo vigente, en el Entepola 2020 se impartieron talleres artísticos y hubo 15 expositores teatrales y comunitarios, llegando a consagrarse, hoy en día, como un festival de gran magnitud que cuenta con más de 80 voluntarios.

El anfiteatro en el que se realizó tiene la capacidad de albergar a  más de 2.000 espectadores, los cuales tuvieron el ingreso gratuito durante todo el evento. Asimismo, durante esta oportunidad, y como ocurrió en ocasiones anteriores, la concurrencia al festival superó las 15 mil personas.

Cabe señalar que el Entepola 2020 se dio en un contexto histórico de gran transformación, en el que el pueblo chileno exige cambios de raíz. Partiendo por modificar la constitución nacional, se le suman a los reclamos la gratuidad en la educación terciaria y universitaria, que las jubilaciones regresen al Estado, y salud gratis y de calidad, entre otras.