Comité de Emergencia y posible extensión del aislamiento

Luego de la reunión que encabezó el presidente Alberto Fernández con el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, e intendentes del conurbano de distintos sectores políticos, se acordó la creación de un Comité de Emergencia (COE) que tendrá a cargo la definición de políticas de contención sanitaria, alimentación y refuerzo de la seguridad para hacer cumplir la cuarentena en medio de la propagación del coronavirus.

El encuentro tuvo lugar en la Quinta de Olivos, y la voz cantante para comunicar el contenido de las conversaciones fue el mandatario bonaerense, que en conferencia de prensa sostuvo que: “se necesita una acción coordinada y efectiva del Estado, que los tres niveles de Gobierno, nacional, provincial y municipios, puedan trabajar en conjunto y hemos tenido una reunión muy productiva en ese sentido”, destacó.

Sobre la cantidad de detenciones que vienen produciéndose, Kicillof indicó que se está buscando “coordinar de una manera rápida y decidida a todas las fuerzas” de seguridad para hacer cumplir el aislamiento social obligatorio en el conurbano, una de las regiones con mayor índice de incumplimiento de la cuarentena.

“Estamos buscando que el despliegue de fuerzas de seguridad se pueda coordinar de la mejor manera posible pudiendo hacer un uso lo más eficiente posible de los recursos sabiendo que es una situación excepcional”, resaltó.

El mandatario bonaerense apuntó que “hay que seguir trabajando en la concientización” para lograr un acatamiento generalizado, ya que “la única vacuna” contra el coronavirus “evitar el contagio”, por lo que hizo hincapié en cumplir la directiva de aislamiento en los hogares.

“Hoy está prohibido (circular en el espacio público más allá de la provisión de alimentos y medicamentos). Requerimos que se queden en las casas, porque el peligro es que se desborde el sistema de salud”, alertó Kicillof, y advirtió que para aquellos que no cumplan habrán fuertes sanciones.

Extensión

El gobernador bonaerense ve con buenos ojos la extensión de la cuarentena obligatoria más allá del 31 de marzo: al respecto, dijo “es una medida que debe sopesarse” porque “desde el punto de vista sanitario y epidemiológico tiene un obvio impacto positivo” dado que “limita los contagios”.

“Las prácticas mundiales demuestran que los que no tomaron tempranamente estas medidas, la pandemia se multiplicó de forma exponencial”, señaló.

“Estamos expectantes de que se tomen nuevas medidas”, reconoció Kicillof, aunque aclaró que la decisión será tomada por el Gobierno nacional en consulta con los especialistas.

Por su parte, el intendente de Vicente López, Jorge Macri, subrayó que es importante cuidar a “muchos sectores que están empezando a pasarla muy mal como los cuentapropistas”, que son “las actividades que viven el día a día y hoy no tienen ingresos”.

Su par de Quilmes, Mayra Mendoza, recalcó que “no hay desabastecimiento” y que en aquellas zonas donde “haya una necesidad de alimentos”, el Estado va a “dar una respuesta”.

Además del Presidente, el gobernador bonaerense, el vicejefe de gobierno porteño, Diego Santilli, y los intendentes, estuvieron ministros nacionales y bonaerenses, y los diputados Sergio Massa, Máximo Kirchner y Andrés Larroque.

A %d blogueros les gusta esto: