Los barriletes remontaron vuelo con APANNE

La primavera en familia, y recordando los viejos tiempos de jugar con los colores pintando el cielo.

 

El domingo, como anticipó días atrás este matutino, la Asociación de Padres y Amigos del Niño Neurológico (APANNE) recibió la primavera con una original actividad. Además, la solidaridad estuvo a flor de piel, ya que el buffet se hizo en beneficio de la institución para poder recaudar fondos en estos tiempos difíciles.

El sol acompañó, y por suerte estuvo ideal para que los chicos pudieran remontar sus barriletes junto a los adultos. El presidente Antonio “Tony” Mastronardi estaba sorprendido con la convocatoria, y también muy agradecido: “La verdad que fue una experiencia nueva. Cuando lanzamos la idea, a toda la comisión le gustó y la aprobó. Fue una sorpresa, porque deben haber más de 120 personas, un éxito”.

El buffet, que era a beneficio de APANNE, también resultó muy bien, e inclusive tuvo la ayuda de muchos, ya que por ejemplo, un colaborador realizó y donó las facturas para que las vendan al precio que quisieran. El evento contó con la presencia de Martín Córdoba, el Director de Discapacidad del Municipio, quien expresó en este sentido: “en estos momentos que las cosas están tan mal, se necesitan estos eventos para recaudar fondos. Hay muchos problemas por la cadena de pago de las obras sociales”.

Si bien la idea era recaudar fondos para ayudar a APANNE, en realidad también fue una excusa para compartir entre todos, ya que la entrada a la actividad era libre y gratuita para que nadie se quede afuera. Una tarde de divertida nostalgia para los más grandes, en donde la atracción principal era intercambiar juegos de una generación a otra. “Estuvimos averiguando cómo hacer un barrilete, poniéndonos al día, porque era algo que estaba un poquito en desuso. Pero son cosas que quedan, los mayores se lo explicaban a los chicos, e iban aprendiendo”, dijo Gastón, un vecino de al lado de la granja de APANNE, que siempre que puede colabora en estos eventos.

Muchos ya esperan a que se repita esta colorida reunión, mientras tanto, el Presidente no tiene más que palabras de agradecimiento: “no tengo palabras. Pasa el tiempo y en los 32 años que tenemos en APANNE sentimos que cada vez hay más apoyo”.

A %d blogueros les gusta esto: