Cuando la ayuda proviene de donde menos esperas

El grupo de mujeres “Nosotras Solidarias” de Maschwitz  en un destacado gesto de ayuda colaboraron con la entrega de unas muletas a un vecino con problemas de salud.

Para conocer en profundidad esta historia conmovedora, El Diario de Escobar mantuvo una entrevista con Maru, una de las integrantes del grupo Nosotras Solidarias, quien contó la hazaña detrás de este par de muletas.

“Fueron entregadas a un vecino, José Luis, que está internado en el Hospital Erill, se encuentra muy enfermo, no puede caminar y está haciendo un tratamiento” comentó Maru en diálogo con Graciela Zorrilla en su programa radial “La mañana con todos”.

Y luego continuó: “Las muletas las recibimos de una vecina que es abuela de un chico del Club Arenales, ella siempre nos alcanza cosas, ropa, etc… y nosotras hace unos días publicamos que teníamos unas muletas”. En ese momento Maru explicó que una vecina de Ing. Maschwtiz, Alexandra se puso en contacto con el colectivo Nosotras Solidarias por las muletas.

“La vecina tiene a su marido recuperándose hace 5 meses de una lesión de columna que contrajo siendo víctima de un robo. Su marido tiene como compañero de cuarto en el hospital a ese señor que necesita las muletas. Entonces nos contactó y la verdad que hoy pudimos darle una ayudita. A veces la ayuda vienen de quien menos te esperás” concluyó Maru. Por otro lado, José Luis continúa recuperándose en el Hospital ya con sus muletas.

Un nuevo merendero necesita ayuda

María Olivera es la encargada de llevar adelante esta tarea junto a otros colaboradores. Acaba de abrir sus puertas un Merendero, donde reciben alrededor de 30 chicos que además juegan, comparten y hacen amistades. Es por ello que Nosotras Solidarias se comprometió a conseguir ayuda para ellos. “con gran sacrificio María reúne alimentos para realizar el merendero los días viernes por la tarde” expresó Maru.

El merendero está ubicado en el Barrio Santa Brígida de Maquinista Savio. En estos momentos lo más urgente es conseguir mesas y sillas pero quienes puedan colaborar pueden hacerlo con: alimentos no perecederos, leche larga vida o en polvo, té/mate cocido, azúcar, galletitas de agua o dulces, utensilios de cocina, descartables (vasos, platos, cubiertos, bandejas plásticas).

A %d blogueros les gusta esto: