Sábado accidentado

La autopista Panamericana se convirtió en el epicentro de dos nuevos accidentes de tránsito. Ambos  ocurrieron a la altura de la ciudad de Belén de Escobar, entre los kilómetros 50 y 51. Hubo heridos, entre ellos un menor.

 

El pasado sábado, alrededor de las 8 de la mañana una Stepway perdió el control producto de la calzada resbaladiza y dio un espectacular vuelco terminando con las ruedas al aire.

El vehículo se dirigía mano a provincia con tres tripulantes, dos adultos y un bebé. El conductor sufrió politraumatismos y fue trasladado al Hospital Dr. Erill. Según trascendió, se encontraba sin riesgo de vida, al igual que el menor y el otro pasajero quienes fueron asistidos por SAME.

Personal de Defensa Civil circulaba por la zona en el móvil 23 al momento que el evento desafortunado tuvo lugar y rápidamente avisaron al resto de los servidores públicos. Colaboraron, bomberos voluntarios y SAME Escobar.

Por el aplastamiento contra el asfalto el rodado tuvo múltiples daños materiales, sobre todo en la zona del techo.

Por otro lado, durante la noche del sábado ocurrió otro accidente sobre Panamericana, en este caso ocurrió en el km 50, también sentido a provincia.

Con una intensa lluvia por delante, una camioneta Ford perdió el control, aparentemente por un espejo de agua, quedando en el medio del camino. El rodado presentó roturas en parte trasera y rueda. Si bien el clima no fue óptimo, el vehículo podría haber colisionado contra otros autos y producido un accidente de mayor calibre, afortunadamente esto no ocurrió.

Sin embargo, la sacudida fue violenta y provocó que uno de los pasajeros, un menor de edad, resultara con heridas leves siendo asistido por personal de SAME. Al lugar también arribaron policía y Autopistas del Sol.

A %d blogueros les gusta esto: