Papá Noel pasó por el Erill y se fotografió con los chicos

Una agradable jornada tuvo lugar el pasado sábado por la tarde en las puertas del Hospital de Escobar. Invitado por la organización Belén por los Niños, de 13.00 a 19.00 el nosocomio recibió la visita de nada menos que Papá Noel, quien estuvo disponible durante todo ese tiempo para charlar, recibir cartitas y sacarse fotos, para el encanto y alegría de todos los niños. Durante toda la tarde, él jugó con ellos y los escuchó, y ellos se lo retribuyeron con su gran ternura, entusiasmo e inocencia.

El regocijo comenzó cuando Papá Noel llegó al lugar en autobomba, el Móvil A-26 muy gentilmente cedido por los Bomberos Voluntarios de Escobar, acompañado por sus duendes, más el subayudante Luis López y los bomberos Julián Amendolara y Fabiana Nemi.

Previamente realizaron un mágico recorrido por las calles de Escobar, por Av. Tapia de Cruz, y arribando al hospital por Gelves.

Gran cantidad de chicos se acercaron a recibirlo, disfrutando también de los juegos preparados especialmente para ellos, e incluso utilizando el lugar especial dispuesto para que pudieran escribir su cartita en el momento. Hicieron también dibujos y luego depositaron todo en un buzón, con más ilusión que nunca por la llegada de la Navidad y de Papá Noel a sus corazones. La jornada cerró con un fabuloso show a cargo de Sofía Colucci y Clases de Zumba.

Cabe señalar que el evento contó con la presencia de los miembros de la Cooperadora del Hospital
Erill, Payamédicos y la siempre cálida colaboración de Diego Seoane, el Papá Noel de Escobar, quien siempre encarna su personaje de una manera sinigual. Tras el encuentro, muchas personas mencionaron a El Diario de Escobar la hermosa persona que se encuentra detrás del traje, quien dio lo mejor de sí aquel día a pesar del calor, con muy buena onda, mucho amor por los niños y gran empeño para lograr transmitirles alegría.

En el lugar también fueron dispuestas urnas para colaborar con la Cooperadora del Erill, cuyos miembros presentes, junto con la directora Fernanda Bigliani, expresaron grandes palabras de agradecimiento, destacando durante la oportunidad que “colaborar con el hospital ayuda muchísimo, porque si bien es provincial y recibe apoyo del Municipio, la gente a veces es reacia a ayudar porque total tiene la obligación la Provincia, y no es así. Necesita la ayuda de todos y se hace muy difícil juntar el dinero, por ejemplo, para los sueldos de los médicos y guardias de fin de semana, que son más caras. El Hospital es de todos, podés tener una muy buena obra social, pero la primera parada es en el Erill, donde te realizan siempre de los primeros auxilios”, expresaron. Por fortuna los transeúntes ocasionales se detenían para colaborar, los automóviles paraban en el lugar y también brindaron su ayuda los locales de la zona.

          

Actualmente la Cooperadora se encuentra abierta al público de 8.30 a 12.00 los días lunes, miércoles y viernes. Tienen una Feria Americana y les está haciendo falta ropa y zapatos de niños, ropa de cama y todo lo que le pueda llegar a necesitar una mamá.

A %d blogueros les gusta esto: