Evoluciona favorablemente la mujer policía herida

Aunque con pronóstico reservado, al cierre de esta edición la oficial inspector María Teresa Moreno se encuentra estable y mejorando. Perdió el riñón derecho, tiene lesiones en dos secciones del hígado, la fractura de una costilla y el proyectil alojado entre la pelvis y el abdomen. Moreno presta servicios en la Escuela de Policías Juan Vucetich.

Una entradera sangrienta ocurrió en el barrio El Cazador, en Belén de Escobar. En una vivienda ubicada en la calle Vivaldi al 2600, la oficial inspector María Teresa Moreno se encontraba descansando de sus tareas cuando irrumpieron tres NN armados. Ella se identificó e impartió la voz de “alto, policía”, esgrimiendo su arma reglamentaria, pero uno de los delincuentes contestó con varios disparos al pedido.

Recibió un impacto en la parte intercostal derecha, por lo que no pudo repeler el accionar criminal de los malhechores, quienes se dieron a la fuga.

Malherida, la oficial Moreno llamó a Raquel Marisa Pagani, del Comando Patrullas de Escobar,  su pareja, quien al momento del hecho se encontraba en el centro de Escobar buscando a su hija a la salida del colegio.

Arribaron a la vivienda el Dr. Carrasco de la UFI Escobar junto a personal de Policía Científica a cargo del Teniente Fernando Ferreduella, quien incautó dos vainas calibre 9 mm; el grupo de operaciones de la D.D.I.,  uniformados del Comando Patrullas Escobar, del Destacamento el Cazador, de Escobar Primera y personal de ambulancias, trasladando a la herida al Hospital Enrique E. F. Erill, donde fue intervenida de urgencia.

La damnificada, que presentaba una certera herida que le atravesó el pecho derecho, perdió el riñón derecho, tiene lesiones en dos secciones del hígado, la fractura de una costilla y el proyectil alojado entre la pelvis y el abdomen. Los facultativos del centro asistencial aseguraron que no pudieron llevar adelante el traslado de la paciente a otro nosocomio a raíz de su severo cuadro de salud.

Los Gabinete de Prevención de las Comisarias de Escobar se encuentran abocados a la intensa búsqueda de los autores de hecho.

Debemos destacar que los uniformados constataron que la puerta de ingreso al domicilio tenía violentada su cerradura.

A %d blogueros les gusta esto: