Ingreso del transporte público a Nordelta

La semana venidera en sesión extraordinaria del Concejo Deliberante de Tigre se tratará el proyecto de ordenanza que permitiría el ingreso de líneas de colectivos al complejo urbanístico.

Como corolario de las denuncias que trabajadoras realizaran por hechos de segregación al no permitirles subir al servicio de combis, con el que cuenta el barrio, y tras el reclamo del intendente Julio Zamora, el martes venidero se llevaría a cabo la sesión extraordinaria que considerara el tratamiento del proyecto de ordenanza autorizando el ingreso del servicio de transporte público a Nordelta, a través de la línea de colectivos 723.

Cabe recordar que en la última sesión ordinaria del año, el intento fracasó al no obtener los votos necesarios para el tratamiento sobre tablas de la iniciativa. Fue entonces que a partir de la repercusión de estas denuncias efectuadas por empleadas domésticas, la próxima semana se tratara el tema y se intentara aprobarlo.

Desde la propia empresa Nordelta salieron a reconocer la necesidad de que los colectivos ingresen a la autodenominada “ciudad – pueblo” en la que ya residen 35 mil personas y trabajan 10 mil empleados en distintas áreas.

El intendente  Zamora había expresado esta semana que desde principios de año se estaba evaluando la posibilidad de que el servicio de transporte público recorra las avenidas principales de la megaurbanización, pero las denuncias de discriminación de las empleadas domésticas para el uso de las combis de la firma Mary Go provocó que la decisión cobrara un inusual empuje.

Tal como adelantara El Diario de Escobar, días atrás salió a la luz un video realizado por las empleadas donde claramente quedo registrado cuando un chofer le impide abordar una unidad que estaba vacía, y a la que ya habían subido otras personas, con la excusa de que era una orden de la empresa.

El próximo martes los ediles tendrán la oportunidad de representar en el recinto los reclamos de estas trabajadoras.

 

A %d blogueros les gusta esto: