Atlético San Andrés no pudo ante Ciudad de Campana

Se disputó la novena fecha del Grupo III Zona Campeonato y en Ingeniero Maschwitz, Atlético San Andrés RC recibió a Ciudad de Campana (está tercero) en lo que era un partido para medir fuerzas y comenzar a cerrar esta etapa del año con una sonrisa. Si bien el primero que golpeó fue el marrón, el tricolor se encargó de efectuar el plan de juego y terminó imponiéndose con categoría por 7 – 43.

Atlético San Andrés RC comenzó esta zona campeonato con la moral alta, pero las constantes lesiones fueron mermando el plantel y con ello llegó el descenso a la Tercera Desarrollo, producto de tener 1 punto y haber perdido todos los encuentros. Más allá de esto, el marrón entró a la cancha con los ánimos renovados y con la intención de ir despidiendo el 2018 con alguna sonrisa.
El inicio del encuentro fue de lo mejor, fue el deseado, el soñado y el buscado. Una patada desde el fondo y una desorganización defensiva de Ciudad de Campana, permitió que Rodrigo Molina tomara la pelota y a pura aceleración sobrepase a varios jugadores y apoye la ovalada en el ingoal para luego patear a los palos y poner el partido 7 – 0 y hacer delirar al público del conjunto local. Tras esto, todo fue tricolor, los de Campana se adueñaron del encuentro. Primero se igualó las acciones con una buena jugada en equipo y consiguieron poner el 7 – 7, tras esto una roja parecía que complicaba el panorama para la visita, ya que se quedaba con un jugador menos producto de una trifulca con un jugador local.
El duelo pasaba a ser de 15 contra 14, daba la impresión que si el marrón sabía manejar las energías y desgastaba a Ciudad de Campana, el golpe podía llegar en cualquier momento. Pero fue todo lo contrario a pura velocidad, adueñándose de las formaciones fijas y moviles y con un gran ataque en equipo, además de contar con un pateador de primer nivel, el tricolor fue pasando al frente hasta llegar a penal desde mitad de cancha, que el apertura decidió patear a los palos y logró un hermoso punto para irse al descanso 7 – 17.
Se habló y mucho en el entretiempo, Acosta y el cuerpo técnico no estaban conformes con lo que estaban viendo, las distracciones, las fallas defensivas y sobre todo el no estar trabajando en bloque hicieron que se dialogue mucho y se busque cambiar la cara. Cuando se reanudó el encuentro, rápidamente Ciudad de Campana a pura velocidad y pases al contacto fue limpiando la cancha para llegar cómodamente al ingoal de San Andrés y volver a sumar (7 – 24). Luego de esto, un scrum que la visita supo cristalizar de la mejor forma y a pura potencia fue moviendo la resistencia del marrón para marcar un hermoso try y seguir alejándose más y más (7 – 29).
Promediando el segundo tiempo, las pulsaciones del encuentro fueron caldeando los ánimos y hubo varios insultos, golpes, que el juez se encargó de amonestar para enfriar a los jugadores, pero estos no bajaban las pulsaciones y comenzó a ser muy dialogado el duelo. Mientras tanto, los visitantes seguían con su ritmo implacable de cara al ingoal marrón y sumó try a try para terminar cerrando el pleito 7 – 43 y seguir prendido en la lucha por el ascenso. Cuando el juez pitó el final del partido, todos los ánimos caldeados se disiparon y se reconocieron y agradecieron por el encuentro, una muestra más de los códigos que suele manejar este deporte.
Para San Andrés el fixture le depara otro cruce de alto nivel, cuando se mida ante el puntero e invicto, Del Sur Rugby. Allí sin lugar a dudas que el marrón buscará dar pelea para ir finalizando el año competitivo con una sonrisa.

A %d blogueros les gusta esto: